La importancia de la Comunicación Interna en el Voluntariado Corporativo

By 5 diciembre, 2013 marzo 15th, 2018 Blog, Voluntariado Corporativo

El voluntariado es una práctica que cada vez gana más adeptos en el entorno empresarial. Su capacidad para generar sentimiento de afiliación entre los empleados y para cohesionar a los equipos, lo convierten en una herramienta necesaria para la creación de una comunidad interna en la que sus miembros se puedan sentir identificados con los valores de la organización. Recuerda que la buena acogida de un programa de voluntariado dependerá en gran medida de una correcta estrategia de comunicación. Estos son los “puntos críticos” que deberás tener en cuenta para que tu plan vaya sobre ruedas:

– Créale una marca: Los programas de voluntariado más eficaces son los que están alineados con la misión y los valores de la compañía. Por este motivo es importante darle una “marca” propia a nuestro programa que esté en sintonía con la marca corporativa. Empezaremos creando un nombre que lo identifique, un logotipo que lo haga único y reconocible por todos nuestros públicos y un slogan que exprese su esencia.

– Redacta la “biblia” de tu programa: Para que toda la empresa tenga disponible la información será necesario crear un “dossier oficial” que incluya la misión, los objetivos que pretende conseguir, el proceso de inscripción, etc. Este documento deberá estar disponible para toda la organización y, al mismo tiempo, será oportuno disponer de una versión reducida a modo de “guía del voluntariado” explicando el rol que van a desempeñar los empleados dentro del programa así como los compromisos que adquieren y las obligaciones que asumen los agentes implicados: la empresa, la ONG y los propios empleados.

– Toma el pulso a los futuros voluntarios: Antes de definir la estrategia de lanzamiento es importante recuperar la encuesta que previamente se hizo a los empleados para conocer lo que les motiva a participar. Esta información servirá para definir los mensajes clave y la propuesta de valor para nuestra futura campaña de captación y nos permitirá construir el argumentario para conseguir que nuestro mensaje conecte con las emociones de los empleados.

– ¡Estrénalo por todo lo alto!: La campaña de lanzamiento debe causar impacto. También tendremos que contar con el apoyo de la dirección y de los mandos intermedios que actuarán como prescriptores del programa. Ten en cuenta que para el lanzamiento, y según el grado de madurez de la organización, se pueden buscar alternativas originales como un evento de presentación del programa en formato de feria o el desarrollo de acciones de marchandising.

– Consolida, consolida, consolida: El objetivo de esta fase es asegurar la adhesión al programa de voluntariado. Vivirás una oleada de inscripciones tras su puesta en marcha pero no puedes relajarte, ahora viene el mayor esfuerzo para aumentar el número de participantes y conservar a los que ya son activos. Deberás poner en marcha un plan de dinamización potente basado en el reconocimiento y la empatía con campañas que incluyan imágenes o vídeos de empleados en plena acción de voluntariado.¡Un consejo! Apóyate en tus “embajadores responsables”, aquellos empleados que desde el principio más se han implicado en las iniciativas. Ellos te ayudarán a difundir, dinamizar e incluso a organizar actividades.

Si te mueve el objetivo de convertir a los empleados en fans de la empresa, te invitamos a formar parte de nuestra comunidad. Suscríbete a la «Fans Makers Review» haciendo clic aquí y estarás al día de las últimas novedades en Comunicación Interna. Y si te ha gustado este artículo… ¡compártelo!

Dejar un comentario

uno × 3 =