La Comunicación Interna no es un cuento de Navidad

By 9 diciembre, 2013 marzo 15th, 2018 Blog, Navidad

Es viernes 20 de diciembre y tu teléfono empieza a echar humo. Todos en la empresa se acuerdan de ti para que les ayudes a “poner en bonito” el Christmas que quieren enviar al resto de compañeros para felicitarles las fiestas… ¿te resulta familiar, verdad? Si como comunicador interno no quieres que este sea tu rol en estas fechas, es hora de desarrollar una comunicación interna para Navidad con un enfoque 100% estratégico.

A no ser que tu organización acabe de vivir un momento difícil (absorción por otra compañía, fusión, ERE, etc.), en cuyo caso el mejor de los consejos será adoptar un perfil bajo, el mes de diciembre es perfecto para trabajar conceptos tan importantes como la cohesión, los valores, el involucramiento y nuestro bien querido engagement. A continuación te ofrecemos 4 ejemplos de tácticas que los profesionales de comunicación interna podemos poner en marcha durante la Navidad para trabajar algunos de nuestros objetivos estratégicos:

1. Si lo que quieres es fomentar la cultura colaborativa y del trabajo por el bien común prueba con una acción de voluntariado corporativo.

– No tienes ni tiempo ni recursos: organiza una recogida de alimentos o de juguetes, es fácil y el apoyo suele ser muy elevado.
– Contacta con una ONG, ellos se encargarán de la gestión.
– Localiza voluntarios para que colaboren en la coordinación.
– Apóyate en tus embajadores de comunicación interna para movilizar a los equipos.
– Regala merchandising que contenga la identidad visual del proyecto para que todos en la empresa tengan identificados a los participantes.
– Reconoce el trabajo de los voluntarios y comunica los resultados.
– Y si además grabas un vídeo de esta iniciativa puedes conseguir una felicitación navideña muy original.

2. Necesitas comprometer a los equipos en la divulgación de la misión y los valores de la organización y quieres reflejar mayor cercanía: pon en marcha una jornada de puertas abiertas temática para niños durante las vacaciones escolares.

– Involucra a los empleados en la organización del evento, dejándoles claro que ellos tienen mucho que transmitir a los niños.
– Puedes invitar a hijos de empleados, pero también de clientes y partners.
– Los empleados tendrán que explicar qué hace la empresa y qué labor desarrollan, de esta manera interiorizarán su rol y la misión de la organización.
– Después se pueden poner en marcha actividades con los niños con el objetivo de representar los valores de la empresa pegándolas al know how de los empleados para que estos se sientan implicados.
– ¿Imaginas cómo quedaría un árbol de navidad decorado con las felicitaciones de los niños representando a tu empresa en su mejor actitud social?

3. Te interesa reforzar la participación de los empleados en tus canales sociales, los quieres convertir en embajadores 2.0: tus concursos de navidad… ahora en redes sociales.

– Invita a los diferentes departamentos a crear su propio “villancico express”, lo tienen que grabar en vídeo y colgar en Vine o en tu red social corporativa… el que más “me gusta” se lleve ganará el concurso.
– Si haces un concurso de postales navideñas para hijos de empleados te ahorrarás mucho tiempo de gestión si les invitas a subirlas al tablero privado que tienes en Pinterest para la ocasión. Los más atrevidos o aquellos que tengan identificados a empleados en Instagram, también pueden crear un hashtag y lanzar el concurso en esta red social.
– ¿Imaginas un concurso de microrrelatos navideños en Twitter? Puede quedar realmente original y potencia la imagen de marca de tus empleados y de la propia empresa. ¡No olvides crearles un hashtag para la ocasión!

4. El año no ha sido fácil pero los empleados han puesto todo su esfuerzo y energía, es momento de demostrarles el mejor reconocimiento, una de las herramientas más eficaces que desde comunicación interna podemos utilizar para favorecer el compromiso.

– El storytelling que prepares a tu jefe para el discurso de la cena de navidad tendrá un impacto enorme si trata de la experiencia positiva que le ha generado, por ejemplo, el trabajo de un departamento de la empresa.
– La cesta de navidad vuelve a estar de moda. Sobre todo, si incluyes productos realizados en un centro especial de empleo y añades una nota manuscrita que felicite al empleado personalmente por sus esfuerzos.
– Crea un grupo en tu red social corporativa llamado “Mis mejores deseos para…” y anima a los equipos a dedicarse unas bonitas palabras. En las reglas del juego, apunta que deben ser comportamientos que reflejen el ADN de la organización.

Estas son solo algunas propuestas para ayudarte a convertir la Navidad en un momento de comunicación interna con impacto. ¿Quieres contarnos una idea? No olvides que nos encanta recibir tus comentarios en fans@pridecom.es

Si te mueve el objetivo de convertir a los empleados en fans de la empresa, te invitamos a formar parte de nuestra comunidad. Suscríbete a la «Fans Makers Review» haciendo clic aquí y estarás al día de las últimas novedades en Comunicación Interna. Y si te ha gustado este artículo… ¡compártelo!

Dejar un comentario

5 − cuatro =