“En PrideCom, el talento no entiende de género”

By 8 marzo, 2017Blog, Entrevistas

En el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, entrevistamos a Sonia Ruiz, fundadora de PrideCom.

– Sonia, ¿qué significa para ti este día?
Para mí, el Día Internacional de la Mujer Trabajadora es una fecha simbólica que nos sirve para recordar que aún debemos seguir trabajando para que todas las mujeres, estén donde estén, tengan la oportunidad de decidir qué quieren hacer con su talento.
A día de hoy, las mujeres de nuestra sociedad tenemos la suerte de poder ejercer una profesión, si así lo deseamos, pero es gracias a que otras lucharon antes por este derecho universal. Pero como todos sabemos, aún queda mucho por hacer para que nuestra posición en el mercado laboral sea igualitaria.

– ¿Qué experiencia has tenido tú como profesional de la comunicación siendo mujer?
A lo largo de mi carrera he trabajado en equipos esencialmente femeninos… pero dirigidos por hombres. Y, aquí es, donde creo que está el punto clave del legado que podemos dejar las mujeres de nuestra generación a las más jóvenes: ya no se trata tanto de permitir trabajar, sino de asegurar que la posición del talento en una compañía no pase por filtros de género.

– ¿Y ahora que eres directiva de tu propia empresa?
En PrideCom obviamente el talento no entiende de género. Las féminas ganan por goleada, ya que somos 15 mujeres frente a 7 varones…así que nuestro objetivo sería más bien el de ofrecer oportunidades laborales a más hombres 😉
Pero más allá del momento de selección, en el que es obvio que no nos regimos por cuotas, también puedo afirmar con mucho orgullo que no existe ninguna brecha salarial, y los puestos de dirección de la compañía están ocupados por tres cracks en lo suyo, dos mujeres y un hombre.

– ¿Cómo se vive la igualdad en PrideCom?
Yo soy una convencida de que la mujer puede llegar al puesto que desee si se lo propone. Pero las empresas, como actores del cambio de la sociedad, deben facilitar que sus empleados puedan vivir plenamente su profesión sin tener que renunciar a su familia o sus intereses personales.
En nuestra compañía ya hemos puesto las bases para que esto sea posible. El año pasado, con solo 3 años de antigüedad, ya contábamos con una serie de medidas específicas para favorecer la igualdad: permisos de paternidad, teletrabajo en el último trimestre de embarazo, equiparación de permisos para parejas de hecho…y medidas de conciliación para fomentar una racionalización de horarios que permitan tanto a hombres como mujeres mantener un equilibrio de su vida profesional y personal. Unas medidas que nos han permitido ser una empresa certificada EFR y de las que nos sentimos muy orgullosos.

Nuestro objetivo es tener profesionales que vivan nuestra empresa como el mejor lugar para desarrollar su talento y seguiremos trabajando para que esto sea una realidad.

Dejar un comentario

ocho + nueve =